Cambiar (idioma)

 Contáctanos: info@cbrai.com

Portal immobiliario Cbrai

Parque natural 'dels Aiguamolls de l'Empordà', Empuriabrava

Parque natural 'dels Aiguamolls de l'Empordà', Empuriabrava

Jueves 5, Octubre 2017 (13:29:13)

El parque natural dels Aiguamolls de l’Empordà: atributo por excelencia de la zona de Empuriabrava

Descubrir la Costa Brava lleva quienes la visitan a enamorarse de sus rincones de belleza indiscutible. Es este entorno natural tan exuberante el que invita a propios y extraños a comprar una casa en Empuriabrava

Y es que, si bien toda la zona del Golfo de Roses está puntuada de instalaciones turísticas de sofisticada elegancia y de una infraestructura turística envidiable, el primer atractivo turístico e inmobiliario de la zona es sin duda su entorno natural de remarcable belleza.

Entre los más impresionantes espacios naturales que tiene para ofrecer esta área geográfica está el parque natural de Els Aiguamolls de l’Empordà. Este espacio protegido constituye un logro social que enorgullece a los habitantes de Castelló d’Empúries y Roses. La sociedad civil de esta zona busco defender y crear un área que no fuese tocada por la expansión turística, la construcción de inmuebles habitacionales y el avance humano en general. 

Gracias a este esfuerzo, en el año 1986 se declaró el parque natural de Els Aiguamolls de l’Empordà como espacio protegido, y es maravilloso notar, más de 30 años después, como esta área de exquisita en que conviven especies vegetales y animales características de esta zona con un entorno natural delicado y singular, sin haber impedido el desarrollo de impresionantes y vanguardistas instalaciones turísticas que activan económicamente a la región.

Características del parque

Este parque se constituye de una reserva natural que sólo podemos catalogar de hermosa, muy cerca de Figueres, al lado de Castellò d'Empuries y también de Sant Pere Pescador. Para recorrer el parque existen distintos itinerarios peatonales (de entre 10 y 12 kilómetros camino redondo), con caminos bien preparados para que la caminata sea sencilla para niños, carritos o personas mayores. 

También es posible estacionarse en el parking que se encuentra entre los dos caminos, donde hay un área de picnic y un pequeño bar para adquirir bebidas y snacks en familia.

Estas facilidades de acceso no se traducen en un incremento del precio para disfrutar de la naturaleza de este parque: la entrada es gratuita y el estacionamiento cuesta menos de 5 euros usándolo todo el día, sin límite de horas.

Como ya decíamos, se trata de una reserva natural estrictamente protegida. Ello actúa en beneficio de dos ejes de protección del parque. En primera instancia, conserva, mejora y protege los sistemas naturales de las marismas y en segunda instancia, permite combinar la conservación y el desarrollo económico.

Al visitar el parque se puede apreciar una fauna silvestre que cubre los terrenos diferenciados: tierras salobres, dunas de playa, pastizales, riberas de canales, campos inundados... cada área de esta húmeda zona tiene su propia vegetación, completamente endógena.

El parque tiene una superficie de 4783 hectáreas y su mayor importancia no sólo regional y nacional, sino global, es debido a que sirve como etapa de paso para muchas aves migratorias.

De hecho, una gran parte del flujo de visitantes que llegan a disfrutar de este oasis natural se acerca al parque para observar distintas especies de aves.

Observación ornitológica

Es precisamente la observación ornitológica la que hace de este sitio una visita imperdible para los turistas que se acercan a la zona de Roses y Empuriabrava, y aún más para quienes tienen la suerte de haber comprado una casa en esta zona. 

Las dos épocas ideales para poder contemplar la mayor cantidad de especies son precisamente las que están fuera de la temporada turística: la primavera y el otoño. Es por ello que los residentes permanentes del área pueden aprovechar y disfrutar de este parque y contemplar aves de muy distintas especies que utilizan sus rincones para hacer una pausa en sus trayectorias migratorias, sin encontrarse con un lugar demasiado lleno de visitantes.

Las aves pueden preferir distintas áreas naturales dentro del parque, entre los que se destacan:

 -Arrozales

 -Prados de pasto y bosque de ribera

 -Lagunas y estanques

 -Mar

 -Playas y dunas

 -Prados y cultivos

 -Ríos y canales

Para una adecuada observación ornitológica es preciso ser silencioso, no escuchar música, caminar por los caminos indicados, no alimentar a las aves y si nos acompaña nuestro perro, que se mantenga con su correa.

Entre las especies que podemos disfrutar, fotografiar y observar en este parque, desde los caminos o en las cabañas instaladas para tal fin, están: el colimbo ártico, el cormorán grande, la garza real, la garza imperial, flamencos, cigüeñas, águilas pescadoras, calamones, gaviotas, carracas, estorninos y jilgueros, entre muchos otros.

Consejos y enlaces de interés

Acceder al parque es muy sencillo, puesto que se beneficia de la gran cantidad de vías de llegada con que cuenta la zona turística de Roses y Empuriabrava, y de la cercanía con la frontera francesa de la Costa Brava en general. En este enlace están tanto la geolocalización como las vías de acceso y los sitios de información existentes en el parque.

En este otro link se puede descargar en formato PDF el folleto completo del parque, que proporciona no sólo más información sobre cómo llegar, horarios de apertura y normas de la visita, sino también un breve recorrido histórico y detalles sobre la flora y fauna del lugar, además de mencionar otros sitios de interés turístico cercanos.

Finalmente en este enlace, es posible descargar, también en formato PDF, el check list ornitológico del parque, ideal para poder saber qué especies de aves observar de acuerdo al periodo del año en que realicemos nuestra visita.

La naturaleza ha sido generosa con la región de la Costa Brava, y tanto los habitantes como los actores económicos del área (como por ejemplo inmobiliarias en Roses, Empuriabrava y otras pequeñas ciudades) tenemos un compromiso de conservación y cuidado con este tesoro natural que tenemos como hogar.